Vida y muerte de la “crítica científica desde el marxismo”

Hace poco topé, en El Porteño, con un artículo (https://elporteno.cl/2020/02/07/clase-o-pueblo-una-critica-cientifica-desde-el-marxismo/) que resume mucho de la bella miseria teórica de nuestra izquierda revolucionaria. Bella, porque constituye un modo apasionado y sistemático de afrontar el estudio del momento presente. Es cierto que el marxismo es un verdadero puente, teórico y a la vez práctico, entre las luchas cotidianas y el horizonte histórico de la rebelión obrera. No les discutimos la belleza de esa concepción. Pero sí la mísera repulsa al curso vivo de la experiencia histórica, que intenta, a martillazos, cuadrarlo en un pobre círculo lexemático.

La crisis del horizonte y la necesidad concreta del comunismo.

El nuevo ciclo político que se abre debe enmarcarse en posicionar la constitución concreta del comunismo otorgándole forma en cuanto contenido y experiencia. Sacudirse del ejercicio estéril de la nostalgia de la derrota, del culto autoflagelante del pasado se vuelve necesario si queremos perspectivar el ejercicio revolucionario.

“Estamos en Guerra” La fugaz lucidez de Piñera.

Tras agitadas e intensas jornadas de movilización desatadas desde octubre, la respuesta del presidente no tardó en expresarse: “Estamos en guerra contra un enemigo poderoso”[1]. En una fugaz lucidez, Piñera, desenmascaraba la lucha de clases, lograba comprender que existen momentos en que ésta se expresa de forma explícita, como enfrentamiento abierto y directo. De este modo, Piñera convocaba a los aparatos represivos que resguardan los intereses del capital para actuar frente a un enemigo poderoso: el pueblo movilizado en las calles.

El Pensamiento Revolucionario de Bautista von Schouwen (MIR): La Estrategia Revolucionaria.

Al discutir la forma que debe asumir la estrategia de los revolucionarios va Schouwen distingue dos grandes modelos, el que denomina lucha de masas o insurrección corta y la guerra revolucionaria prolongada e irregular.
Al igual que lo que hacían las Tesis político-militares del MIR, ambos modelos estratégicos son subsumidos bajo la común denominación insurrección. Aquí hay, obviamente una importante influencia de la revolución china y de las teorizaciones de Mao Zedong sobre la guerra revolucionaria.

II. HACIA EL PODER POPULAR REVOLUCIONARIO: Crear Fuerza Social Revolucionaria y Crear Poder Popular.

La Táctica es tener la Fuerza suficiente para cercar a la burguesía, avanzar desde la periferia hacia al centro, tomar el control de la ciudad por el Poder Territorial desplegado en las Asambleas. A la vez ganar a la burguesía en su propio territorio, en la constituyente, ganar lo más que se pueda, con el fin de neutralizar a las clases dominantes en su resistencia institucional y permitir avanzar hacia un Poder Popular Revolucionario.

El Sendero Lautarista: Manifiesto a la Juventud y al Pueblo de Chile de 1982.

MOVIMIENTO JUVENIL LAUTARO

MANIFIESTO A LA JUVENTUD Y AL PUEBLO DE CHILE

Hemos decidido rebelarnos frente a esta realidad de mierda, que sin duda nada tiene que ver con nosotros. Pasa los años, y una pregunta me da vuelta en la cabeza. ¿Será siempre así? ¿Es que no tenemos derecho a una vida digna y alegre? ¿Todos los días serán iguales?

Marx y Engels: Del prefacio a la edición rusa del Manifiesto Comunista de 1882.

La primera edición rusa, fue hecha a principios de la década del 60[1] en la imprenta del Kólokol. En aquel tiempo, una edición rusa de esta obra podía parecer al Occidente tan solo una curiosidad literaria. Hoy, semejante concepto sería imposible. Cuan reducido era el terreno de acción del movimiento proletario en aquel entonces (diciembre … Read moreMarx y Engels: Del prefacio a la edición rusa del Manifiesto Comunista de 1882.